La carne mechá de Magrudis dio positivo en listeria en febrero

Un cámara de ‘El programa de Ana Rosa’ es atacado por el dueño de la Magrudis

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Se conocen más datos el Caso Magrudis a medida que pasan las horas. Sale a la luz el aviso que la empresa sevillana de productos cárnicos recibió en febrero confirmando la listeria en sus productos, lo que agudiza las irregularidades en gestión por parte de sus directivos y esclarece las informaciones sobre la listeriosis anunciada en agosto.

A esto se suma la muerte de otro ciudadano, esta vez en Granada, a causa de una meningitis por listeria. Caso que se investiga con detenimiento si tiene relación con el género que pone a la venta esta empresa. Mientras tanto, FACUA ha ampliado la querella que ya presentó contra la empresa, pidiendo la investigación del gerente, José Antonio Marín Ponce, y del administrador, Sandro José Marín Rodríguez, de Magrudis por por lesiones, aborto y homicidio.

Asimismo, en este ambiente de crispación, el gerente de la empresa cárnica ha agredido a un cámara del programa de television que dirige la periodista Ana Rosa, al término de la inspección que ha tenido lugar en el interior de la empresa y que Marín Ponce ha calificado de “buena”.




Un laboratorio que analizó carne mechada a Magrudis confirma que dio positivo en listeria en febrero

Los responsables de la empresa cárnica sevillana Magrudis, que originó a comienzos de agosto el brote de listeriosis más grave registrado en España con tres fallecidos, siete abortos y al menos 215 enfermos, sabían que sus productos estaban contaminados con la bacteria listeria, según han confirmado los responsables de un laboratorio sevillano a la titular del Juzgado de Instrucción número 10 de Sevilla, Pilar Ordóñez, quien instruye la causa y ha agrupado todas las denuncias presentadas hasta ahora por este caso, que ha provocado ya cuatro alertas sanitarias a nivel internacional desde que el pasado 15 de agosto la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía activara la primera de ellas sobre la carne mechada La Mechá, fabricada por Magrudis.

El pasado 18 de febrero de 2019, el supuesto administrador de la empresa Magrudis, Sandro José Marín Rodríguez, presentó en este laboratorio de Sevilla dos muestras de carne mechada casera de su empresa para la realización de un ensayo analítico microbiológico con el objetivo de determinar si tenían presencia o no de salmonella y listeria “sin cuantificación”, según han confirmado fuentes de la investigación a Diario16.




Los resultados determinaron la ausencia de salmonella en ambas muestras, pero constataron la presencia de listeria en una de las dos partidas analizadas, una carne mechada casera de 0,785 gramos de peso. Los responsables del laboratorio informaron a Magrudis por correo electrónico el 22 de febrero pasado para que tuviera en cuenta esta información y actuara en consecuencia en su sistema de autocontrol. Este laboratorio confirma a la jueza instructora del caso que Magrudis no ha contratado en ningún momento sus servicios de asistencia técnica, como así ha quedado corroborado por el propio administrador de la empresa cárnica, que el pasado 16 de agosto, el día después de decretarse la primera alerta, confirmó en Canal Sur Televisión que tenía contratados los servicios de otro laboratorio para el autocontrol que supuestamente debía llevar a cabo según la normativa vigente.

El pasado domingo 25 de agosto, Magrudis emitió un comunicado –el único hasta la fecha– en el que aseguraba que “los propietarios no se explican lo sucedido, están en estado de shock y se están haciendo las investigaciones internas”. Después se han ido conociendo todas las irregularidades administrativas y sanitarias que esta empresa cárnica ha ido sumando desde que se constituyera de forma también irregular en 2013.

El laboratorio que detectó listeria en la muestra de Magrudis en febrero pasado envió a sus responsables otro correo electrónico el 20 de agosto con las analíticas detalladas en las que se confirmaba el positivo por listeria en una de sus dos partidas analizadas. Tras comprobar que los responsables de Magrudis no habían tomado medias al respecto, este laboratorio ha decidido informar de estos hechos a la jueza encargada del caso y ha aportado toda la documentación de los ensayos realizados en febrero.

Reunión de ‘reconciliación’ en el caso de la listeriosis del alcalde de Sevilla con el vicepresidente de la Junta y el consejero de Salud, el pasado 5 de septiembre.

La posibilidad de que Magrudis tuviera carne contaminada de listeria en el mercado al menos desde 2018 queda evidenciada tras las denuncias realizadas ante la asociación de consumidores Facua por varias mujeres que aseguran haber sufrido abortos tras contaminarse por listeriosis al comer carne mechada de Magrudis. El consejero de Salud, Jesús Aguirre, ordenó hace unos días que se analizaran todos los casos de listeria de 2018 y 2019 por si la cepa del brote de este verano coincide con otros casos registrados meses atrás, como estos denunciados por la asociación Facua.




Magrudis, que fue registrada con la categoría C de riesgo sanitario tras una inspección realizada a la empresa por el Ayuntamiento de Sevilla en julio de 2017, sólo ha aportado “parcialmente” sus informes de autocontrol a los responsables municipales, según confirmaron fuentes del Ayuntamiento a Diario16. En los últimos cuatro años, esta empresa sevillana solo tuvo tres inspecciones públicas por parte de los técnicos municipales, cuando la normativa vigente estipula que deben realizarse cada 18 meses de forma “flexible”. Esta flexibilidad se sobrepasó con creces mucho antes de saltar el brote, ya que el Ayuntamiento debería haber realizado una inspección a la empresa al menos a comienzos de este 2019, algo que no ha ocurrido.

Una cuarta muerte en investigación

Mientras, la Consejería de Salud ha informado que está investigando las causas del fallecimiento de un hombre en Granada, después de que la necropsia haya establecido el diagnóstico de meningitis por listeria. Según la Junta, la vinculación de este caso al brote es desconocida en este momento. La Consejería de Salud ha enviado la muestra de este paciente al Centro Nacional de Microbiología del Instituto de Salud de Carlos III de Madrid para que establezca el patrón molecular, y su relación o no con este brote.

La Consejería de Salud informa también de que el número total de pacientes contagiados hasta este 10 de septiembre por listeriosis es de 211, uno más que el día anterior, ya que este 9 de septiembre fue notificado un nuevo caso, el de una mujer embarazada que consumió carne mechada de la marca La Mechá el pasado 4 de agosto. La paciente ha dado a luz a un niño, que en la actualidad se encuentra en estudio y no está confirmado que tenga infección por listeriosis. El bebé se encuentra recibiendo tratamiento antibiótico.




Un cámara de ‘El programa de Ana Rosa’ es atacado por el dueño de la Magrudis

José Antonio Marín, propietario de Magrudis, empresa cárnica causante del brote de listeriosis en España, ha agredido a un cámara de El programa de Ana Rosa.

El suceso ha tenido lugar mientras grababan a las afueras de la compañía que vendía la carne en mal estado ‘La Mechá’ que ha dejado en las últimas semanas tres muertos, siete abortos y más de 200 enfermos.

El equipo de reporteros se encontraba en el polígono industrial El Pino, a las afueras de Sevilla, filmando las entradas y salidas de Marín y su hijo Sandro. Las instalaciones estaban precintadas por las autoridades sanitarias, pero se encontraban allí por una inspección que iba a tener lugar en el recinto.




Los periodistas intentaron acercarse a ellos cuando Jose Antonio comenzó a forcejear con uno de ellos para tirarle la cámara al suelo. Durante la agresión, el propietario de Magrudis logró arrancarle una pieza a la cámara y después se metieron dentro del edificio.

A su salida, Jose Antonio Marín apenas hizo declaraciones y solo aseguró que el registro había ido “bien”. Tal y como indicó El programa de Ana Rosa, esta empresa cárnica operó durante años de forma clandestina, sin certificado agroalimentario y sin licencia oficial. De hecho, Sandro Marín figuraba como el único administrador de Magrudis y su padre no aparece en ningún registro mercantil ni tiene ninguna relación con la empresa, aunque él sea el verdadero propietario.

FACUA pide investigar al administrador y al gerente de Magrudis por lesiones, aborto y homicidio

Los añade al delito contra la salud pública que planteó inicialmente en su querella, que ha ampliado en nuevo escrito presentado este martes en el Juzgado de Instrucción número 10 de Sevilla.

FACUA-Consumidores en Acción ha ampliado este martes su querella contra Magrudis mediante un escrito presentado en el Juzgado de Instrucción número 10 de Sevilla en el que solicita la imputación de su administrador, Sandro José Marín Rodríguez, y del que se presenta públicamente como “gerente” de la empresa, José Antonio Marín Ponce.

El equipo jurídico de FACUA ha pedido que Magrudis SLU y sus hasta el momento dos responsables conocidos sean investigados por posibles delitos contra la salud pública -el que incluyó en la querella presentada el 23 de agosto-, lesiones, aborto y homicidio, sin perjuicio de otros que puedan considerarse en el transcurso de la instrucción.




Este lunes, ha trascendido que un laboratorio sevillano ha entregado al juzgado los resultados de un análisis realizado en febrero sobre Carne Mechada La Mechá, el cuál habría dado positivo en Listeria. Así, según publica Diario 16, los responsables de Magrudis ya conocían hace seis meses la contaminación de sus productos, sobre la que no consta ninguna comunicación a las autoridades sanitarias. En las declaraciones realizadas a distintos medios de comunicación durante la segunda quincena de agosto, Marín Rodríguez y Marín Ponce aseguraron que ninguno de los análisis que encargaron antes de que se decretase la alerta alimentaria habían dado positivo en Listeria.

El diario relata que el 18 de febrero de 2019, el administrador de la empresa presentó en el laboratorio -cuyo nombre no ha sido publicado- dos muestras de su carne mechada para la realización de sendos ensayos analíticos microbiológicos con el objetivo de determinar si tenían presencia o no de salmonela y Listeria. El 22 de febrero, el laboratorio comunicó por correo electrónico a Magrudis que una de las muestras había dado positivo en Listeria, según la información publicada por el citado medio.




Otras noticias sobre listeriosis




 


Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •